domingo, 24 de agosto de 2008

SOÑAR

un día de estos entre las nubes
entre risas y las luces... se acercaron
frente a mi, un demonio de incienso
parecía más que irreal
transformaba las sonrisas
en simple y absurda falsedad.


Corriendo a través del tiempo,
dejando de lado el dolor
del llanto gotas de luz
iluminaron el rostro,
se secaron las lágrimas.
se mantuvo la ilusión


Una vez más me acerco, a experimentar vivir
una vez más, de nuevo, invadir ese terreno
fantasías, ilusiones y risas
imágenes puras y suave brisa
contruyen este sueño,
un sólo momento.
simplemente un parpadeo.